Escacez de gasolina en México cumple la segunda semana

Obrador dijo que la lucha contra el robo de combustible tendrá consecuencias

meksika akaryakit hirsizligi2.jpg
meksika akaryakit hirsizligi1.jpg

Los ciudadanos mexicanos tienen dificultad de encontrar gasolina y diésel después que algunos oleoductos se cerraron para poner fin al robo de combustible.

La escasez de gasolina que sufre todo el país por las adversidades en la distribución cumplió la segunda semana.

Mientras que la distribución de combustible se realiza temporalmente mediante tanques por el cierre de los oleoductos, se forman largas colas delante de los surtidores debido a retrasos.

Las imágenes en las que se ve que los ciudadanos en el estado de México llenan el petróleo filtrado por las grietas del ducto en bacías y botellas de plástico fueron publicadas por las redes sociales el pasado fin de semana.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, al dirigirse al pueblo, pidió que tenga paciencia indicando que la lucha contra el robo de combustible tendrá consecuencias.

Obrador, que asumió el cargo el 1 de diciembre de 2018, prometió luchar contra el robo de combustible de oleoductos y almacenes de combustible pertenecientes al estado.

El mandatario mexicano subrayó que esta situación no se tolerará más afirmando: "A ver quién se cansará primero, los que se roban el combustible o nosotros?".

Se pronostica que el robo de combustibles le provoca al estado unas pérdidas de 60.000 millones de pesos al año, unos US$3.000 millones.



Noticias relacionadas