Turquía tiene dudas sobre la membresía de Suecia y Finlandia en la OTAN

El análisis sobre el tema del Prof. Dr. Murat Yeşiltaş, el escritor y el director de Investigaciones de Seguridad de la Fundación de Estudios de Política, Economía y Sociedad (SETA)

1828780
Turquía tiene dudas sobre la membresía de Suecia y Finlandia en la OTAN

Turquía tiene dudas sobre la membresía de Suecia y Finlandia en la OTAN

La intervención de Rusia mostró su efecto sobre la OTAN como se esperaba. En el marco de la política de ampliación justo después de la Guerra Fría, la OTAN había incluido los países independientes después de la disolución de la Unión Soviética, esta vez hizo un nuevo movimiento para sostener esta política. Moscú que intenta legitimar su intervención en Ucrania mostrando como pretexto el proceso de membresía de este país en la OTAN, ahora se confronta con nuevo desafío con la solicitud de Finlandia y Suecia para incluirse en la OTAN. Pero esta vez la ampliación de la OTAN es más importante que los tiempos normales.

Podemos decir que esta situación basa en dos motivos principales. Lo primero es la reacción de Rusia en el caso de que Suecia y Finlandia se hagan miembros de la OTAN. Si Rusia considera como una amenaza la participación de dos países en la OTAN y hace una maniobra militar esta vez la guerra no quedará limitada con Ucrania. Si Rusia se queda sin reacciones y se aceptan Finlandia y Suecia a la membresía sin que haya problemas, eta vez Rusia literalmente estará marcada son sus propias fronteras. En dos situaciones Rusia deberá pasar más fuerza militar a la zona báltica con la asociación de estos dos países en la OTAN.

El segundo tema es que Turquía que es uno de los miembros más fuertes de la OTAN, rechaza a las membresías de Suecia y Finlandia. Dicha política de una parte lleva el riesgo de romper la armonía de la alianza que entró en un nuevo proceso de solidaridad con la guerra de Ucrania, por otra parte puede causar un problema nuevo que puede surgir entre Turquía y la OTAN. Ankara tiene los motivos muy razonables para rechazar al proceso de membresía de dos países.  

Hay que indicarlo principalmente, Turquía se acerca positivamente al paso de ampliación nueva de la OTAN. Por ello no rechaza mucho a la participación de Finlandia. Pero especialmente la relación de Suecia con la banda terrorista PKK, empuja a Ankara para seguir una política más cautelosa. Porque Suecia permite a PKK para que actúe más confortable en su propio territorio y ayuda económicamente y con armas a PYD en Siria. Suecia surge adelante como el uno de los países donde PKK es más activo en Europa. Entre las actividades de PKK en Suecia hay las organizaciones supuestas civiles, lavadinero, recolectar nuevos miembros, las actividades de lobby anti-Turquía y muchas otras actividades ilegales. Las políticas anti-Turquía de Suecia no están limitadas con PKK. También hospeda a los miembros de FETÖ que estuvieron detrás de la intentona golpista del 15 de julio.

Ankara debido a esta postura de Suecia actúa cautelosamente sobre la membresía de este país en la OTAN y adelanta que no apoyará la membresía de un país que no llevan las preocupaciones de Turquía sobre la seguridad. Turquía cuya importancia geopolítica fue aumentada después de la guerra de Ucrania, utilizando su posición dentro de la OTAN pide que Suecia cambia su postura sobre este tema. Pero debemos esperar y ver si esta situación causará una nueva rotura dentro de la OTAN.   

 



Noticias relacionadas