¿Política kurda?

¿Cuál puede ser el motivo de la insistente distorsión de algunos círculos en Turquía de presentar a PKK y HDP como la ‘política kurda’?

¿Política kurda?

¿Política kurda?

Análisis del Prof. Kudret Bülbül, decano de la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad de Yıldırım Beyazıt, Ankara

 

En el Occidente y en Turquía, algunas esferas emplean insistentemente definiciones como “movimiento kurdo” o “política kurda” para referirse al HDP que no se distancia del PKK y a éste último. De esa forma, presentan a una banda terrorista y un partido político con ligazón a aquella como si fueran un “movimiento” o una “política” de un pueblo.

El PKK es una organización terrorista que ha estado cometiendo actos terroristas bajo diferentes denominaciones, de forma colectiva y continua en Turquía, Siria, Irán e Irak; y de manera individual y periódicamente en muchos países occidentales. Fueron asesinados decenas de miles de civiles, soldados, mujeres, niños y bebes en los ataques del PKK en esos países; millones de personas se vieron y se ven obligadas a abandonar sus hogares. Los esfuerzos del PKK de presentarse como representante de los kurdos – siendo un ariete de las potencias que pretenden diseñar Oriente Medio – son inteligibles como un requisito de su propia política. Es inteligible al mismo tiempo la posición de los círculos imperialistas y los académicos y escritores enganchados a los mismos que desean hacer servir a kurdos quienes vivieron como paladines del islam al lado de los turcos y árabes a lo largo de los siglos por la seguridad de Israel a través del estado terrorista destrozando a Turquía, Irak, Irán y Siria.

Pero esta distorsión no puede tener una equivalencia racional, científica, ni sociológica. Seguramente, no hay diferencia entre el grado de racionalidad en considerar a turcos como el único movimiento/política a los alemanes, árabes o turcos, y a kurdos así. Ver a comunidades que albergan en sí mismas a millones y diversidades como una única parte es un punto de vista totalitario. Si partimos de la “política kurda”, antes que nada, no todos los kurdos se componen de los kurdos en Turquía. Hablamos de una comunidad que vive en Irán, Irak, Siria y países occidentales además de Turquía. Sí se puede hablar de los estados. Pero, ¿se puede hablar de la política italiana, francesa o turca como una sociedad? ¿Política de los turcos? Si se refiere a la política de los kurdos en Turquía, los kurdos no son único trozo, sin diversos como pasa en cada sociedad civil y democrática. Antes que nada, no todos los kurdos tienen que tener interés hacia la política como en cada sociedad. No todos los interesados en la política votan en los comicios. No todos los votantes oprtan por el HDP. El Partido AK recibe también votos de los kurdos tanto como el HDP. Si bien es bajo el nivel de votos de HÜDAPAR, en algunas manifestaciones arrastra a millones de personas. Y más, no todos los votantes del HDP aprobarán los actos terroristas del PKK.

En breve, no hay ningún valor explicativo usar para denotar a kurdos una expresión que no usa para ninguna otra sociedad como si fueran una tribu o secta. La expresión es una postura humilladora ideológica en contra de kurdos.

Estoy – como muchas personas con sentido común en Turquía – a favor de que no se homogeneice al PKK y HDP; que se abra un área para la política civil en la cual el HDP pueda desarrollar. Pero, pierde su sentido qué opinan personas como yo en un ámbito en que los autorizados del HDP saludan las montañas. Cuando la política se convierte en un instrumento de la banda terrorista y de su presión totalitaria en vez de la democracia, libertad y vida civil, lo que sucede es que no queda una vía asequible en el campo cívico-democrático.

Bien. Cuando no existe una situación tan confusa, ¿cuál puede ser el motivo de la insistente distorsión de algunos círculos en Turquía de presentar a PKK y HDP como la ‘política kurda’? ¿Por qué se rinden al lenguaje del PKK y del imperialismo? Este intento distorsionador puede suceder en países de la región, no sólo en Turquía.

Algunos motivos que se nos ocurren a la primera vista

PKK-fobia: Personas como nosotros, que viven sus vidas en forma democrática, liberal y pluralista, estamos inclinadas hacia olvidar muchas veces la presión de las bandas terroristas y el temor letal que nos infunden. Porque las bandas terroristas forman parte de nuestra agenda cuando hacen terrorismo, y salen de nuestra agenda después de un tiempo. Pero, las bandas terroristas tienen métodos como sembrar el miedo, presionar e intimidar directamente a algunos nombres ciertos. Sin embargo, una parte de los esfuerzos de totalizar a todos los kurdos por medio de la “política kurda” entre comillas puede expresar con el miedo creado por el PKK. Se sabe que el PKK elimina a ilustres y civiles kurdos que se le oponen y que desarrollan un postulado aparte.

Presión de camaradas: La buena parte de quienes emplean el término “política kurda” son esferas dentro de la izquierda turca. El pasado de la importante parte de los izquierdistas es de una tradición revolucionaria. Este esfuerzo de los círculos de la izquierda turca puede ser comentado como la “solidaridad revolucionaria” con el PKK originaria de la tradición marxista-leninista. La razón de su proximidad a un punto de vista totalitario es que no se han podido desprender suficientemente de la tradición revolucionaria sin poder adoptar los conceptos como democracia, libertad y pluralismo.

Estar integrados a esferas internacional anti-Turquía: observamos que una parte de los que usan repetidamente el término “política kurda” están integradas a las esferas internacionales en contra de Turquía. Estas masas subvencionadas por esferas interesadas no presentan una posición que se compagina con esferas financiadoras.

Antigubernamentalismo: se puede decir que el antigubernamentalismo es explicativo a la hora de interpretar los comportamientos de algunos intelectuales. Algunos ilustres, bajo el nombre del antigubernamentalismo y anti-Erdoganismo, pueden arrastrarse hacia apoyar a una banda terrorista que hace contrabando de drogas y mata a niños inocentes.

Aislamiento intelectualista: puede ser denotado como tendencia antisocial. El aislamiento de los ilustres es probablemente la historia trágica de la crónica de occidentalización bicentenaria de las sociedades extraoccidentales. La explica muy bien en su poema “Cuento”, el poeta Sezai Karakoç. La mayoría de las personas enviadas por el estado otomano al Occidente con fines educativos para que contribuyeran a la ciencia y la técnica en su país regresó a su patria como occidentófilos enajenados a su propia sociedad. Lo que pasó en el período republicano es que se rindieron al Occidente destirpándose del todo de su propia cultura, historia y civilización.

En suma, es tan significativo decir “política turca” para un partido izquierdista marginal y el DHKPC, una banda terrorista izquierdista compuesta mayoritariamente por turcos, como decir “política kurda” para hablar del PKK y HDP. El miedo al PKK, presión de camaradas, sea lo que sea el motivo, calificar al PKK y HDP como la política kurda es un insulto para los kurdos pacifistas liberales y honrados. A los que tienen la pretensión de ser intelectuales, corresponde expresar la verdad en vez de rendirse al postulado del terrorismo y del imperialismo, oponerse a esta tendencia.

 

 


Etiquetas: Turquía , PKK

Noticias relacionadas