Reportero de guerra resalta la fotografía como una forma de generar conciencia sobre los refugiados

Durante la exhibición de fotografía 'Éxodo: déjà vu', el turco Coskun Aral habló sobre cómo las fotos ayudan a retratar y a generar conciencia sobre los largos viajes que deben hacer los refugiados

1444003
Reportero de guerra resalta la fotografía como una forma de generar conciencia sobre los refugiados

Foto: Banner promocional de la exhibición de fotografía 'Éxodo: déjà vu', que plasma las historias de millones de personas que huyen de la persecución alrededor del mundo. (Exadus DejaVu - Agencia Anadolu)

AA - El fotoperiodista de guerra de renombre mundial Coskun Aral habló ante los periodistas como parte de la exhibición de fotografía 'Éxodo: déjà vu', que plasma las historias de millones de personas que huyen de la persecución alrededor del mundo.

La exhibición ha adquirido reconocimiento internacional desde su primera edición en 2016 e incluye el trabajo de reconocidos fotógrafos como Coskun Aral, Guillermo Arias, Yalda Moayeri y Sergey Ponomarev, entre otros.

La Agencia Anadolu es el socio mundial de comunicación del evento, junto con otras importantes organizaciones como Acnur y Amnistía Internacional.

Este año, debido al brote de coronavirus, la exposición se realizó en línea y se presentó ante los espectadores el 20 de junio, el Día Mundial de los Refugiados.

Coskun Aral, corresponsal de guerra turco, reportero gráfico, periodista de televisión y productor de documentales, forma parte del proyecto y fue entrevistado durante su aparición en la exhibición.

El fotoperiodista se convirtió en parte del proyecto 'Éxodo: déjà vu' a raíz de su extenso trabajo sobre refugiados en Suecia.

Desde hace 30 años el sufrimiento de los refugiados no ha cambiado

Las fotografías de Aral, en las que retrató a los refugiados iraquíes que huyeron hacia Turquía debido a la brutalidad del difunto líder iraquí Sadam Husein, en 1991, hacen parte de la exhibición.

"Han pasado 30 años, pero los sufrimientos de los refugiados no han cambiado, en la misma geografía. En la década de 1970 hubo otra crisis en Irak. Fue en ese momento cuando decidí fotografiar a los refugiados y contarles sus historias al mundo", expresó el reportero fotográfico.

Aral trabajó en África, Pakistán, India y otros países, donde por medio de su lente registró los mismos sufrimientos.

Según el reportero gráfico, los refugiados luchan por su supervivencia y en este momento la COVID-19 no es su único problema.

"Tenemos que pensar en eso y ejercer todos nuestros esfuerzos para mejorar esta situación. Tenemos que aumentar este tipo de proyectos y eventos, tenemos que hacer esto más seguido. No solo los fotoperiodistas, sino todos los que tienen conciencia deben llamar la atención sobre el tema de los refugiados", agregó. Según dice, cualquiera puede convertirse en refugiado de la noche a la mañana.

Los Gobiernos deben liderar a la población y a las organizaciones para crear conciencia sobre los refugiados, y las personas deben actuar con conciencia, aseveró Aral, quien subrayó que es de suma importancia transformar las creencias negativas que hay sobre los refugiados.

"Esta dificultad puede pasarle a cualquiera en nuestro mundo. En Ruanda fui testigo de muchas brutalidades, muertes de cientos de miles. Cuando esta dificultad golpea a las personas, tienden a perder la razón por completo, y podría pasarle a cualquiera. Pero no podemos continuar con esto y permitir que estas personas sean usadas para generar un beneficio político o para crear mano de obra barata", agregó.

La fotografía puede aumentar la empatía

Según Aral, las personas han estado exiliadas de sus países durante mucho tiempo y las imágenes pueden generar empatía entre los espectadores.

"Un fotoperiodista primero debe actuar de acuerdo con propósitos humanitarios. Pero sí, la fotografía puede generar empatía y conciencia en las mentes de las personas sobre los refugiados", agregó el fotoperiodista.

Archivar, documentar, es muy importante, nos permite rastrear nuestra historia y mirar hacia el futuro de manera más brillante. Esto es lo mismo para el fotoperiodismo, señaló.

Los traumas que ha experimentado al realizar su trabajo en zonas de guerra también lo han afectado gravemente tanto a nivel físico como psicológico.

"Tengo fe en que hacemos las cosas por una razón. Estamos obligados a leer, trabajar, hacer preguntas, y eso es lo que hice con mi cámara", enfatizó.

El proyecto continúa

La primera exposición de Éxodo se celebró en 2016 en Kuala Lumpur, seguida de exhibiciones en Bangkok, Chiang Mai, Ankara y Estambul.

Se había programado que la exhibición recorriera ciudades europeas y estadounidenses en 2020, pero debido a la pandemia del coronavirus los planes fueron cancelados.

Los fotógrafos destacados en el proyecto serán entrevistados diariamente, y esta entrevista se publicará en la página de Instagram del proyecto.

La exposición se puede ver en línea por medio del siguiente link: "www.exodus-dejavu.com".



Noticias relacionadas