Dulce de calabaza: ¡El sabor más irresistible!

Este dulce es uno de los más tradicionales de la cocina turca y aquí les damos la receta para que sepan cómo hacerla

Dulce de calabaza: ¡El sabor más irresistible!

Dulce de calabaza: ¡El sabor más irresistible!

Esta acogemos a una fruta cuya patria es EEUU y que entró en la cocina turca en el siglo XVII. Es una fruta, que se convierte en una carroza dorada en el cuento de “La Cenicienta”, que es el símbolo de la fiesta de Halloween, y además es una fruta redonda y naranja. ¿Sabéis? Sí, hablamos de calabaza. A pesar de que la calabaza llegó muy tarde a estas tierras, se ha adaptado a las condiciones climáticas de Anatolia y diversifica con rápido. Aunque todavía continúan los debates acerca de que la calabaza es una fruta o verdura, hay una cosa cierta que la calabaza le gusta mucho en la cocina turca. Se cocina muchas diferentes comidas con calabaza desde el estofado de carne a la sopa desde la empanada (börek) hasta postre. Pero, en nuestro país la calabaza se consume mucho como “dulce de calabaza”. En el programa de esta semana les daremos la receta de “dulce de calabaza” cuya cocina es muy fácil, pero su sabor es maravilloso.

No necesitamos más ingredientes para cocinar el dulce de calabaza. Tenemos dos ingredientes principales; calabaza y azúcar. Y son así los ingredientes;

  • 1 kilo de calabaza pelada y picada de dos pulgadas
  • 500 gramos azúcar
  • 1 taza de nuez picada
  • Crema o nata espesa
  • 3 o 4 clavos de olor

En cuanto a la preparación;

Primero lavamos en abundante agua las calabazas peladas y picadas de dos pulgadas. Alineamos las calabazas limpiadas en una cacerola grande y echamos el azúcar sobre la calabaza y mezclamos ambos ingredientes. Y colocamos los clavos de olor en el techo de los ingredientes y cerramos la tapa de la cacerola. Dejamos reposar la mezcla durante algunas horas, además recomendamos que, como mínimo sean cuatro horas de reposo. Se piensa que cuánto más dejemos la mezcla reposar, mejor quedará el resultado de dulce de calabaza puesto que la fruta va soltando agua que se mezclará con el azúcar y quedará más gustosa y consistente. Y el día siguiente cocemos la mezcla a fuego lento durante 50 y 55 minutos hasta que las calabazas estén suaves. Al templarse el dulce, podemos servir las calabazas con crema o nata espesa. Si queremos, podemos salpicar nueves sobre las calabazas.

¡Buen provecho!

 

 

 



Noticias relacionadas