Hattusa: la capital del imperio hitita en Anatolia

Os está esperando Hattusa, la capital del imperio hitita, la potencia militar más grande de su época, rival duro de los faraones de Egipto

Hattusa: la capital del imperio hitita en Anatolia
Hattusa: la capital del imperio hitita en Anatolia
Hattusa: la capital del imperio hitita en Anatolia

 

Os está esperando Hattusa, la capital del imperio hitita, la potencia militar más grande de su época, rival duro de los faraones de Egipto

Hattusa: la capital del imperio hitita en Anatolia

 

Los hititas vivieron en Anatolia en el período antes de Cristo. El imperio hitita desapareció hace siglos, pero su capital Hattusa sigue hoy en pie sirviendo de un ejemplo de ciudad magnífica y sustancial.

El imperio hitita fue fundado en los 1.600 a.C. Las tablillas de arcilla de la época enseñan que el país de los hititas era el primer estado administrado con una pauta de democracia en la historia. Puesto que, el parlamento denominado pankus tenía la autoridad para votar los decretos y supervisar al monarca quien administraba el país. 

Una de las primicias de los hititas era la firma del Tratado de Qadesh – primer tratado escrito de la historia – con los egipcios.

Hattusa era una capital tan moderna y tan avanzada que sigue aún hoy albergando las huellas del imperio.

Hattusa se ubica en la provincia turca de Çorum, en la región Mar Negro Central. Su nombre actual es Boğazköy. Siendo un museo arqueológico al aire libre, Hattusa está formada de dos partes; Ciudad Baja y Ciudad Alta.

En la ciudad baja se encuentran áreas de vida civil. Aquí se alza el Gran Templo, la estructura religiosa más grande del imperio. En la ciudad alta nos encontramos con innumerables templos y esta zona está rodeada por una muralla de cuatro puertas. Los relieves de león colocadas en ambos lados de la Puerta de Leones son uno de los ejemplos más impresionantes de la mampostería hitita.

El Templo de Yazılıkaya a dos kilómetros de Hattusa es el templo al aire libre más espectacular de esta ciudad. Compuesta por dos cámaras rupestres, el templo está dotad de muros adornados con relieves de diosas y dioses hititas.

Hay que ir a Çorum para visitar Hattusa. No volváis sin hacer un recorrido por la historia en los museos de Çorum y Boğazköy; sin pasear por las calles históricas del departamento de Iskilip; caminar por la Ruta Hitita, observar las mesetas que huelen a pino, probar los platos típicos de la región (ej., dolma) y sin compraros los productos tejidos como Kargıbezi.

Os está esperando Hattusa, la capital del imperio hitita, la potencia militar más grande de su época, rival duro de los faraones de Egipto.

 

 



Noticias relacionadas