América Latina e Irán

¿Las relaciones entre Irán y América Latina si tendrán un alza o no después de la retirada de Trump desde el Acuerdo Nuclear con Irán?

América Latina e Irán

Actualidad de América Latina / Capítulo 19

Autor: Mehmet Özkan *

 

Los esfuerzos de Irán para establecer espacio propio en América Latina, fueron uno de los artículos más importantes de la agenda internacional hasta un período muy cerca. Especialmente en el mandato de Ahmadinejad fueron realizadas 8 visitas a nivel superior al continente y así molestaron especialmente a los EEUU. Estas visitas de manera interesante acercaron en cada ocasión a Irán y a los países anti-occidentales e izquierdistas liderados por Venezuela y se enfocaron en establecer la plataforma común. Cuando miramos hacia el pasado desde hoy, podemos decir que esta colaboración no fue muy permanente y deja una huella en unos puntos y dan señales para el futuro. Las relaciones entre Irán y América Latina que entraron en un período estacionado después del mandato de Hasan Rouhani, ¿si tendrán un alza o no después de la retirada de Trump desde el Acuerdo Nuclear con Irán?

El interés principal de Irán a América Latina comenzó con la visita de su embajador en los EEUU al continente en 1903 y hacer una serie de distintas acuerdos con algunos países. En el período de la Guerra Fría hasta la revolución iraní en 1979 las relaciones siguieron como una parte echada del occidente. La naturaleza de las relaciones establecidas con Venezuela en aquel período se consideraba como la continuación de la política de asedio occidental contra los soviéticos y muy normal por tener poderes en dos países que tenían una inclinación occidental. Pero la revolución iraní en 1979 radicalmente cambió las relaciones de Irán con el continente. E los años 1980 Irán mayoritariamente se concentró en el Oriente Medio no pudo abrirse al continente latinoamericano. La misma ola siguió a lo largo de los años 1990. Fue una oportunidad de oro para Irán el alza de izquierda latina que comenzó en el continente con la llegada al poder Hugo Chávez en Venezuela y siguió aumentando. La presión y las amenazas del Occidente a Irán por su programa nuclear que coincidieron al mismo período, les acercaron a Irán a la izquierda latina. En el punto obtenido principalmente las relaciones entre Irán y los países latinoamericanos comenzaron en el último período de Jatemí. Con el poder comenzado de Ahmadinejad en 2005 llegaron a su máximo punto. Irán abrió las embajadas en muchos países y el comercio aumentó especialmente con Venezuela y sus aliados cercanos, Ecuador, Nicaragua y Bolivia. Los presidentes además de las visitas a nivel superior, hicieron las acciones de buena intención recíprocamente. Por ejemplo Bolivia trasladó su única embajada mor en el Oriente Medio desde el Cairo hasta Teherán. Ante esta gestión buena Irán abrió un centro de cultura y embajada en Bolivia, estableció una cadena que difunde en español, Hispan TV cuyo centro está en Teherán. Esta cadena todavía intenta seguir dando las noticias regionales desde el punto de vista de Irán. En este período interesantemente fueron iniciados los vuelos directos entre Caracas y Teherán. El avión despegado desde Venezuela al principio aterrizaba en Damasco y después siguió hacia Teherán. Según muchos expertos estos vuelos tenían fines para llevar materiales militares entre dos partes. Fueron detenidos estos vuelos en 2010.

En el mismo período Irán intentó acercarse a Brasil, el país clave del continente pero después del Acuerdo de Teherán donde también Turquía tiene la firma en el último período de Lula en 2010, Brasil se replegó un poco de las cuestiones de Irán. Y aún comenzó a no entrevistarse con Irán a nivel máximo. Las relaciones de Irán con Argentina se empeoraron con el aumento de las dudas de que Irán tenía involucraciones junto con Hizbolá en el bombardeo de un centro de cultura en Buenos Aires en 1994. Las relaciones argentinos-iraníes no pudieron obtener una hoja de ruta desde aquel período.

Cuando Hasan Rouhani llegó al poder como presidente en la política de Irán, la posición de América Latina encontró un lugar más inferior. Mientras Rouhani se concentraba en encontrar una salida con el occidente en la política exterior, la caída de la ola izquierdista en el continente influyó directamente las relaciones entre Irán y los países latinoamericanos. Después de una recesión de unos años, en los meses de verano de 2016 el ministro de exteriores de Irán hizo una expedición con una delegación de 60 personas hacia al continente. El objetivo de esta visita fue un movimiento con fines de reformar las relaciones anteriores con un formato nuevo y dirigir otra vez.

Cuando miramos hacia el pasado sigue la existencia de Irán en el continente pero Irán como hizo en el pasado no aplica una política agresiva, quiere seguir las relaciones establecidas anteriormente y llevarlas hacia una plataforma más racional. Se cerró la mayoría de las mezquitas y centros de cultura iraní que realizaban la propaganda chiíta en el período de Ahmadinejad, porque no hubo un interés en el continente E irán se enteró de que no tenía sentido hacer este tipo de inversión inmensa. Irán hoy prefiere dar lecciones llevando a muchos latinos a Irán que prefieren el Islam chiíta en el continente. Irán les asegura la oportunidad profesional en Hispan TV además a través de contactos cercanos con los autores y los reporteros y columnistas considerados como simpatizantes, intenta impedir la formación de una valoración al menos en contra de Irán en el continente.

La precepción sobre Irán en el continente no es muy muy positiva por la valoración como ‘Irán es peligrosa’ que se dirige desde el occidente. Pero muchos países prefieren continuar a sus relaciones a nivel formal. Es ahora difícil de expresar qué tipo de proceso será en el futuro después de la visita última del ministro de Exteriores iraní en el continente pero tanto se transforma el continente como cambia la aproximación hacia a Irán. Vamos ser testigos del nuevo período de las relaciones entre Irán y América Latina y el futuro de los poderes izquierdistas en el continente mayoritariamente determinará cuánto serán profundas, permanentes y anti-sistemáticas.          

 

Es la evaluación del Asistente Doctor Mehmet Özkan el académico de la Academia de Policía y el Coordinador de América Latina de la Agencia de Colaboración y Coordinación Turca (TIKA)

 

 



Noticias relacionadas