Turquía sigue una política exterior moderada

Turquía mientras no pone a sí mismo en una parte, muestra una aproximación que toma en cuenta sus propios intereses nacionales

Turquía sigue una política exterior moderada

Turquía sigue una política exterior moderada

En el Reino Unido después de la toma como blanco al ex espía ruso Serguei Skripal y su hija Yulia con el gas de nervio, EEUU y Bretaña que se definen como el bloque anglosajón en especial, comenzó a vivirse una tensión seria en general entre los países occidentales y Rusia. Los países que alegan que está Rusia detrás del atentado con la orientación del Reino Unido, mostraron su reacción expulsando a los diplomáticos rusos.  En la orientación de la inundación de reacciones a Rusia, los 25 países (EEUU, Canadá, Australia, Nueva Zelanda y los países comunitarios) en total expulsaron por lo menos a 140 diplomáticos rusos. El Ministerio de Rusia rechazando los alegatos, sobre el suceso de Skripal acusó a las Fuerzas Especiales Inglesas y la Inteligencia Inglesa. Cuando miramos en el seno de las instituciones internacionales fuera del seno de los estados, la OTAN siguió una política que toma directamente como blanco a Rusia.  Turquía, el miembro de la OTAN condenó el atentado pero no  acusó directamente a Rusia y no expulsó a los diplomáticos rusos al igual que otros países.

Presentamos la evaluación sobre el asunto del investigador-autor Can Acun, de la Fundación de las Investigaciones de Política, Economía y Sociedad.

 A  pesar de que la tensión de Skripal entre Rusia y los países occidentales hace recordar al período de “Guerra Fría” en la nueva coyuntura del mundo no es muy posible de hablar de la guerra fría. No sería un análisis racional considerar que Rusia abrirá una nueve frente contra el bloque del Occidente formando un  bloque de los estados que la apoya. La anexión de Rusia a Crimea, las relaciones tensadas entre Rusia y el Occidente  con la crisis de Ucrania, las sanciones económicas que avanzan hasta la dimensión que llegará hasta la guerra económica hizo subir la tensión entre dos partes. El último suceso de Skripal se puede evaluar como la última gota. Pero las contradicciones interiores del mundo occidental y sobre todo Alemania la política más moderada de Rusia se tienen que tomar en cuenta.

Mientras continúa  la tensión entre Rusia y el Occidente, Turquía sigue una política exterior más moderada.  Turquía mientras no pone a sí mismo en una parte, muestra una aproximación que toma en cuenta sus propios intereses nacionales. En especial del suceso de Skripal, Turquía entra en la solidaridad con los aliados occidentales en el seno de la OTAN pero no expulsando a los diplomáticos rusos, impide la tensión diplomacia con Rusia. Además Turquía  tomando en cuenta los propios intereses nacionales, hicieron juntos la ceremonia de la puesta de primera piedra  de la Central Nuclear de Akkuyu, el presidente Recep Tayyip Erdogan y el presidente ruso Vladímir Putin. La Central Nuclear de Akkuyu se forma de cuatro reactores y se planea que el primer reactor entre en vigor en 2023. La Central Nuclear de  Akkuyu en total producirá 4800 MW de electricidad y tiene la capacidad de poder confrontar el 10% de la necesidad de energía de Turquía.

Al mismo tiempo, continúa el proyecto de conducto Turkish Stream que en la primera etapa se extenderá desde Rusia hacia Turquía y en la segunda etapa hacia los países balcánicos. Junto con otros proyectos de energía que realizó Turquía, Turkish Stream  es un paso importante en el camino de convertir Turquía en el centro de energía.

Pero Turquía no quiere fortalecer su colaboración solamente con Rusia sino también con los países comunitarios y EEUU. Ya que Turquía que firmó tratado para comprar Sistemas de sistemas de defensa aérea a Rusia, al mismo tiempo realiza negociaciones orientadas a comprar Sistemas de Defensa Aérea a los países de la OTAN. Además como el tercer sistema de defensa aérea, Turquía firmó un tratado para la producción junto con Francia e Italia.  Además Turquía es un país que desempeña un papel activo en la producción de avión caza F-35. Pero continúa la tensión de la FETÖ de Turquía con sus aliados de la OTAN. Al mismo tiempo Turquía que vive problema con Rusia en los asuntos de Crimea, Ucrania y Guta, siguiendo una política exterior equilibrada, intenta maximizar sus propios intereses nacionales.

Presentamos la evaluación sobre el asunto del investigador-autor Can Acun, de la Fundación de las Investigaciones de Política, Economía y Sociedad.



Noticias relacionadas